martes, 19 de junio de 2007

El deporte todo lo puede... y el fútbol más


Estamos bastante futboleros, pero es que la Liga ha acabado y se presta a ello, antes del verano y las vacaciones.

Estamos ya acostumbrados a que la prensa no deportiva (igual que la radio y, sobre todo, la televisión) sea pasto a lo largo de numerosas páginas de las continuas andanzas y desventuras de atletas de toda índole, especialmente si le dan patadas a una pelota de cuero. Los temas deportivos son muy propicios a ganarse al derecho a fotografía de portada en los periódicos, fundamentalmente los lunes. Hemos visto muchos tratamientos de inclusión del deporte en las portadas, y más que nos encontraremos, pero hoy nos fijamos en dos.

Sincronicemos relojes: hablamos de fútbol, del drama de los equipos vascos para salvarse del descenso a segunda división y de las opciones que han utilizado para mostrarlo los medios El Diario Vasco (Guipúzcoa) y Deia (Vizcaya). El primero utiliza quizá la fotografía a mayor tamaño que hayamos visto que se publicara el lunes en un periódico no deportivo sobre el desenlace de la Liga. Ocupa tres cuartas partes de la mancha, retrata a los apenados aficionados de la Real Sociedad, y el titular va sobre la imagen (e incluso podría haber sido más rotundo, apunto, a mayor cuerpo). De los otros cuatro temas de la portada, sólo uno es de información general, en este caso política. El resto, más fútbol y pelota vasca.

Deia es más radical. Es un diario de información general, sí; regional, vale; pero dedica enteramente su portada al deporte. Foto exultante de los hinchas del Athletic de Bilbao, un pequeño texto sobre el partido, acompañado de cuatro sumarios y la clasificación de la Liga y, a la derecha, dos breves, el mismo de pelota vasca que toca El Diario Vasco y otro sobre la carrera de Fórmula 1 de este fin de semana. El resto, un faldón de publicidad y promociones. Y no olvidemos la mancheta transmutada desde hace semanas en apoyo del Athletic, con ese remate a la derecha convertido en ondeante bandera rojiblanca.

Seguramente dan a la afición lectora lo que ese día buscan, y está claro que la prensa regional permite estas variaciones con más facilidad, ¿pero son válidos estos excesos en prensa de información general?

NOTA: Hay casos en periódicos nacionales. El País, por ejemplo, y si la memoria no me falla, publicó la séptima Copa de Europa del Real Madrid a toda portada el 21 de mayo de 1998. Pero bueno, abrimos el debate.