martes, 21 de agosto de 2007

Photoshop, la nueva crema antienvejecimiento


Recogemos de La Razón un interesante artículo sobre el Photoshop, esa varita mágica que todo estudio de publicidad y diseño tiene más que amortizada. O cómo dice Cecilia García en su reportaje, un "tocador informático" donde el rimmel o el lápiz de labios han pasado a la historia. Ahora se usa la herramienta de clonar, el cuentagotas o la pluma bezier, nuevas herramientas al servicio de la belleza. Son much@s l@s famos@s que las usan, pero pocas admiten haberlo hecho. Kate Winslet o Keira Knightley son algunas de las pocas que han entonado el mea culpa.

Pero no creamos que es solo cosa de mujeres. Ni mucho menos. En maquetadores nos descubrieron cómo los brazos del tenista Rafa Nadal pasaban a formar parte del cuerpo del también tenista Andy Rodick. La "broma" le costó el puesto al redactor jefe de la revista Men´s Fitness. En otros caso en vez de transmutar partes del cuerpo, directamente las borran (literal), como a la modelo brasileña a la que le desapareció el mismísimo ombligo. Una pena, la verdad.

Sin embargo, en España no estamos libres de pecado y nuestros políticos son unos expertos en manejar la potente herramienta gráfica. Un claro ejemplo, la campaña electoral del pasado 27 de mayo donde los partidos políticos se dejaron una pasta en expertos en el manejo del programa de Adobe. Unos con mejor resultado en su inversión que otros, todo hay que decirlo.

Cierto que es que, quien más o quien menos, ha utilizado algún editor gráfico para retocar una foto (sí, tú también, no te sorprendas tanto), pero cuando se trata de estos temas ¿está bien hacerlo?, ¿la arruga es bella, siempre y cuando esté en el rostro de otra?, ¿es legítimo cambiar de aspecto para conseguir votos o para vender más revistas?. Últimamente parece que sí, que todo vale.

3 comentarios:

jamm dijo...

No, no creo que todo valga. He conocido a fotógrafos que utilizaban el photoshop para mejorar sus fotos y otros que lo utilizaban para "cambiar" sus fotos. Cierto es que también depende del tipo de información. No hay la misma libertad en un reportaje que en una noticia.
Como decía hay fotógrafos que lo utilizan para mejorar las fotos. Son los que utilizan comandos como enfocar, niveles, curvas, etc.... y otros que cambian la foto (tampón, licuar, etc....)
Considero acertado modificar una foto si eso ayuda al lector. Es decir, si por ejemplo tenemos una foto de grupo y sólo es importante una persona se puede utilizar photoshop para realzar a esa persona (aclarando el resto de la foto) y así el lector localizará el personaje con un simple golpe de vista.
Lo que ya no me parece tan ético es manipular la foto para modificar su contenido. Recuerdo hace seis o siete años a un fotógrafo que modificaba casi todas sus fotos de los partidos fútbol. El poder colocar el balón en cualquier sitio le maravillaba. Así que todos los remates de cabeza, todas las paradas de los porteros tenían el balón pegado a los jugadores....

fernando dijo...

No, no vale todo. Y queda muy mal si se descubre el retoque. Dice muy poco de quien tiene que recurrir a estas artes.

Se puede modificar una foto, pero sin faltar a la realidad.

jamm dijo...

Creo que esto viene que ni pintado.
http://alt1040.com/archivo/2007/08/15/que-la-foto-no-te-arruine-el-titular/