Mostrando entradas con la etiqueta Jornadas de Diseño. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Jornadas de Diseño. Mostrar todas las entradas

lunes, 2 de noviembre de 2015

Documentación y diseño

Como ya os informamos a comienzos de la semana, han tenido lugar las VII Jornadas de Diseño en la Sociedad de la Información, organizadas por nuestro muy querido Pedro Pérez Cuadrado desde la Facultad de Ciencias de la Comunicación de la Universidad Rey Juan Carlos en su campus de Fuenlabrada, dedicadas este año a la "Documentación de y para una comunicación de excelencia".


La documentación en un medio impreso

"Internet ha cambiado drásticamente los servicios de documentación", comenzó su conferencia Juan Carlos Blanco, responsable del departamento de Documentación del diario El País. "No existe ningún medio impreso, al menos que yo conozca, que no tenga su página web. Y esto ha significado que si antes éramos zahoríes, que buscábamos agua en un desierto, ahora somos potabilizadores porque estamos en una auténtica inundación".

Juan Carlos Blanco, jefe de Documentación de El País (izda.) y el profesor de la URJC Jesús del Olmo presentándole


Este documentalista, filólogo de formación, explicó su más que acertada metáfora sobre el agua detallando cómo era su trabajo antes de internet y cuál es su trabajo ahora, el suyo y el de su equipo, un equipo que antes estaba agrupado "y algo aislado"; ahora "estamos integrados en el resto de las secciones, interconectados, y no tenemos un departamento con una ubicación específica". ¿Zahoríes y potabilizadores? Sí, porque antes la información era muy escasa y ellos estaban especializados en encontrarla para facilitar la labor al resto de la redacción y ahora es todo lo contrario, la red nos ha inundado de información y por eso "tenemos que filtrarla, hacer que sea potable. Discriminar qué información es útil y cuál no". Y eso, si cabe, requiere una especialización aún mayor que da valor a su trabajo y al producto de las informaciones de los medios que apuestan por la documentación.

Empezó hablando sobre la información digital que ahora ofrece el diario El País. Juan Carlos Blanco incidió en dos aspectos que son muy destacados en lo que a la documentación se refiere y que tal vez no sean muy conocidos para los lectores, pese a lo útiles que son: las etiquetas, o tags; y la hemeroteca de la página web. "Las etiquetas son la evolución digital de las carpetas temáticas que teníamos antes", explicó, y que ahora están a disposición del lector. "Nuestro periódico ofrece la posibilidad de navegar por etiquetas" —algo habitual en todas las páginas web—, "y eso supone que se agrupen las informaciones que el documentalista o el propio periodista considera con criterios periodísticos y documentales que deben estar relacionadas así".

Como su exposición fue del ahora a lo anterior, terminó explicándonos la ingente labor que hacían antes de la era digital "en la que recortábamos todos los días periódicos y archivábamos fotografías copiadas en papel fotográfico... que todavía conservamos, claro, junto a más de 150.000 negativos". Además del trabajo de préstamo a toda la redacción y el control necesario. "Pero, tanto antes como ahora", concluyó el jefe de Documentación de El País, "la generación de valor del documentalista está en la selección y la jerarquía" —los más elementales valores periodísticos, añadimos nosotros—. "Si convencemos a los lectores de estos valores, nuestra profesión tendrá sentido."


Documentación para el diseño de moda

Pedro Pérez nos sorprendió con la conferencia de José Gil Mendoza, del Laboratorio de Tendencias/Documentación de El Corte Inglés. Y nos habló cuando presentó al ponente de "un auténtico tesoro" de revistas de moda de los siglos XIX y XX, libros y todo tipo de documentos de este campo, material audiovisual incluido, reunidos en un inmueble de Madrid para dar servicio a los diseñadores de moda o expertos en marketing y publicidad que trabajan para el Corte Inglés.


José Gil Mendoza, del Laboratorio de Tendencias/Documentación de El Corte Inglés (izda.) y el profesor de la URJC y organizador de las Jornadas Pedro Pérez


Una colección que se empezó a gestar "hace unos 11 años", comenzó Gil Mendoza, "cuando me encargaron que organizara una estructura para que los diseñadores pudieran acceder a los fondos de una biblioteca, podríamos llamarla así, y de esta forma tener muchos datos y referentes para sus colecciones de moda. También para los encargados del márketing, publicidad, etc."

Nos mostraron imágenes del lugar y de sus fondos bibliográficos: 2626 volúmenes catalogados por títulos, autor, tema y digitalizados en una base de datos a la que se puede acceder tan sólo desde una intranet de la empresa. Tienen además, 227 audiovisuales sobre desfiles de modas; "estamos suscritos a 137 publicaciones periódicas de todo el mundo relacionadas con la moda y tenemos un fondo histórico de más de 830 ejemplares de publicaciones periódicas anteriores a este siglo". Y esto son datos de 2014 que seguramente se hayan quedado algo pequeños.

Aunque el ponente lo explicó con auténtica pasión, casi no es necesario tener que detallar la enorme utilidad de este increíble, y bastante desconocido para los profanos, fondo de información sobre la moda, seguramente el más importante de nuestro país. Pero lo resumió José Gil Mendoza con acierto: "ante lo efímero de la moda, es necesario conocer y tener acceso a toda la información posible de forma fluida y dinámica lo antes posible".


Conclusión

Diseño y Documentación, dos disciplinas que los organizadores de estas VII Jornadas explican que "se manifiestan de una manera transversal en su condición de lenguaje y disciplina en materia de Comunicación, con mayúscula, y del mismo modo que hablamos de diseño periodístico, publicitario o de identidad corporativa, de la misma manera la Documentación participa como referente indispensable de los procesos comunicativos".

¿Quién puede proporcionarnos mejores y más datos —añadimos humildemente nosotros—, imágenes o cuantos elementos de interés relacionados con el tema periodístico que estemos diseñando, que un departamento profesional de Documentación periodística?

lunes, 26 de octubre de 2015

VII Jornadas de Diseño de la URJC


Esta semana (jueves, 29 y viernes 30 de octubre) tienen lugar las VII Jornadas de Diseño en la Sociedad de la Información, organizadas por la Facultad de Ciencias de la Comunicación de la Universidad Rey Juan Carlos, en su campus de Fuenlabrada.

Parece que fue hace nada cuando nuestro querido Pedro Pérez Cuadrado las ponía en marcha y ya estamos en la ¡séptima edición! Este año, como bien explican en la web de presentación, están dedicadas a la Documentación. La comunicación de excelencia, tan necesaria en la búsqueda de ese modelo que permita la viabilidad del periodismo de calidad, necesita departamentos muy profesionales de Documentación, aunque haya empresas que por ahorrar y recortar no lo quieran ver, y de todo eso y mucho más, de los entresijos de un trabajo que en muchos casos es desconocido, se tratará en profundidad durante estas dos jornadas.

Participan profesionales de medios, periodistas, profesores de universidad, directores responsables de bibliotecas y centros públicos con el ánimo de explicar y también de consolidar la relación que Diseño y Documentación mantienen en las redacciones.

martes, 24 de marzo de 2015

El papel no está muerto
(pero lo digital nos da de comer)

La sesión de tarde de la primera jornada comenzó con las palabras de Herminio Javier Fernández, licenciado en Periodismo por el CEU de Valencia y Máster en Dirección de Empresas de Comunicación y Grupos Multimedia por la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona. En su disertación, que podéis recordar aquí, desgranó su trayectoria profesional: desde sus comienzos como diseñador en la cadena de periódicos regionales de la Editorial Prensa Ibérica (entre 1997 y 2010), pasando de ser maquetador en el diario Levante-EMV hasta llegar al puesto de Director de Arte de la editorial para todo el área mediterránea, especializándose en los rediseños de los diarios del grupo.

Herminio Javier Fernández durante su charla (Foto: Benito J. Guerrero / OnCEU Digital)


A partir de 2011 fue Jefe de Maquetación del extinto Público (Madrid) hasta su cierre en 2012; también ha sido docente en diversas universidades y másteres. Aunque sigue diseñando periódicos y revistas (su último proyecto ha sido Plaza), en la actualidad se centra en su actividad como socio y editor de Itbook, empresa que realiza aplicaciones educativas y juegos interactivos, amén de apps en iOS y Android para el sector editorial (con la herramienta Pressmatic, de la que ya hablamos en el blog en nuestro post sobre diseño multisoporte.


Guía visual de Fallas y Toros

Sus inicios en aquel feote Levante significaron quedarse muchas veces hasta la hora de recoger el ejemplar en la propia imprenta, sita junto al diario. Pese a ser poco estimulante su diseño, todo estaba por hacer y pudo experimentar con el color por primera vez, especialmente en los suplementos, de los que realizó más de un centenar. Era joven, tenía ganas y jugaba con sombras, relieves y estructuras que hoy le asustan, le repelen, pero el trabajo en prensa diaria le permitía aprender con gran celeridad. Fue jugando con la variedad de las páginas, con el orden de los elementos y el desahogo de los blancos. Y en 2003 obtuvo su primer triunfo en los European Newspaper Awards por el Extra Liga de Levante-EMV. Herminio defendió este tipo de premios como un modo de difundir y aprender de lo que se hace en el sector, de crear comunidad y como motivación personal.

Suplemento de la Guerra Civil en Levante

El empleo del orden, los despieces y la estructuración de la información le permitieron generar una imagen de marca en los suplementos con sus Guías Visuales (inspiradas en las guías de la editorial británica Dorling Kindersley), que eran infografías que trataban de explicarle gráficamente al lector y a él mismo aspectos desconocidos sobre cualquier tema. El suplemento sobre los bombardeos de la Guerra Civil en la Comunidad Valenciana es muy estimulante para los fanáticos de la Historia por el valor de sus imágenes inéditas.




Varios de los rediseños de Herminio

Cuando hubo ganado mucho músculo como diseñador, Herminio comenzó a rediseñar los medios de EPI: entre ellos citaremos El Boletín, Diario de Ibiza, Empordà, Diari de Girona y Superdeporte, además de unificar el diseño de los medios del grupo en el Mediterráneo –Información, La Opinión de Murcia, La Opinión de Málaga, Diario de Mallorca, Levante- para subir el estándar de calidad en cada cabecera e intercambiar contenidos con fluidez, aunque pueda perderse identidad y características propias en cada uno. En todos ellos solventó problemas como modernizar el aspecto, facturar diseños con reglas claras, definir paletas gráficas y apostar por imágenes de mayor tamaño y con encuadres más arriesgados. Mientras, en su breve etapa por Público le cupo el honor de estar presente el 20 de octubre de 2011, día en el que ETA dijo adiós a las armas y él redactó a mano los 829 nombres que tristemente engrandecían la contraportada.

Portada de Público por el adiós de ETA

Cerró su conferencia con su experiencia al frente de Itbook, una empresa que empezó realizando cuentos interactivos de carácter infantil para tabletas (véase Cadavercita como ejemplo más extremo, destinado al mercado americano) y que ahora se vuelca en cuentos para editoriales como Santillana, Susaeta, Edebé o Salvatella, cómics interactivos, videojuegos y, especialmente, aplicaciones educativas (una de las más conocidas es Púpitre). Todo ello nos recordó el potencial de estas herramientas, por su carácter interactivo y su portabilidad, si se cuida el contenido y el diseño.

Cadavercita

“¿Y qué fue del periodismo?”, se preguntaba Herminio. Pues para finalizar, recordó la posibilidades de la profesión hoy día: gracias a las nuevas herramientas y al coworking, ahorras dinero, puedes trabajar desde cualquier lugar, hay más flexibilidad de cara a la conciliación familiar y es más sencillo ser tu propio jefe y participar en la eclosión de nuevos medios digitales.


ÓSCAR ABOU-KASSEM Y ARTUR GALOCHA

LÍBERO Y CAMBIO 16: FÚTBOL SIN GRITOS vs EL RETORNO RENOVADO DE UN MITO

Artur Galocha (izquierda) y Óscar Abou-Kassem durante su conferencia (Foto: Benito J. Guerrero / OnCEU Digital)


Óscar Abou-Kassem y Artur Galocha nos trajeron en su ponencia dos modelos de negocio contrapuestos: Líbero frente a Cambio 16, centrándose sobre todo en la primera. Siendo ambos periodistas de formación, Artur es Director de Arte en ambas cabeceras mientras que Óscar ejerce de co creador, coordinador y miembro del consejo editorial en la primera (y hasta hace poco de director, en tándem con Diego Barcala, quien ahora coge las riendas en solitario en dicho puesto) y de Redactor Jefe en la segunda.



Portadas de Cambio 16 y Líbero

Nos explicaron que ambas publicaciones son muy distintas: Líbero es un proyecto enteramente personal, de presupuesto limitado, especializado (fútbol) y de diseño y tendencia modernos mientras que Cambio 16 pertenece a un grupo editorial de origen venezolano (con lo que algunos quieran ver en dicho matiz), posee un presupuesto más holgado, es generalista (actualidad y análisis político-social) y es más clásica en cuanto a diseño y planteamientos.





Grandes revistas dedicadas al fútbol


Hablándo de Líbero, revista trimestral, nos explicaron que se inspira en diseños limpios y minimalistas como los de The Green Soccer Journal. Otros modelos a seguir fueron Thin White Line, Rabona o la española Panenka, con las que comparte un ADN muy propio en portadas e interiores. Todas aportan un diseño cuidado, una edición fotográfica de calidad, gusto por la ilustración y la infografía, historias de más largo recorrido y un estilo calmado… aunque dentro de esta nueva ola de revistas futbolísticas también hay algunas que “gritan”, como Eight by Eight o Howler en Estados Unidos, con un diseño agresivo pero pese a todo atractivo, elegante y “juguetón”, obra en ambos casos de Priest+Grace.



Las páginas de Líbero

Pretendían crear una revista de fútbol literaria, inspirada en el relato argentino, un producto que al final les pareció que sería excesivamente de nicho y con pocas posibilidades comerciales, por lo que fueron pergeñando un modelo más periodístico, ampliándolo a la cultura del fútbol y aprovechando que cada vez más personajes del mundo cultural admitían su gusto por el fútbol y no se avergonzaban de ello. Artur, cuyo último desempeño estaba siendo como infografista en el desaparecido Público, aportó de la noche a la mañana un diseño sobrio, elegante y conciso, sin filetes, que encajaba con lo que buscaban. El diseño y el tratamiento de los temas era muy distinto al de la prensa deportiva actual: vulgar, excesiva, vociferante y banal; curiosamente, ejemplares de hace bastantes décadas de esas mismas cabeceras resultaban más inspiradores y estimulantes. Con el diseño de Artur en la mano, trabajaron durante un año para que estuvieran presentes en la revista firmas de renombre y, poco a poco, el efecto llamada entre ellas hizo el resto. Y la importancia de esas firmas es clave para generar confianza en el lector.



Cabecera de Líbero


Líbero se elabora sin redacción fija (“generalmente en la casa más grande y de quien tenga el Plus”, reían ambos). En cuanto a la distribución, interesante fue conocer los márgenes de beneficio por número: de 5€ que cuesta un ejemplar, en venta online -restado el envío- retienen 4,40€; en librerías retienen un 70% (3,50€); y en quiosco, el 50% (2,50€). A estas cifras le restamos además el coste de la impresión (1,50€ el ejemplar) y nos quedarían unos márgenes de 2,90€, 2€ y 1€ por ejemplar, respectivamente. “Comprad digital y huid de las distribuidoras”, clamaban resignados. Respecto al diseño, la cabecera está compuesta con una Garage Gothic modificada y estilizada, más un subtítulo con Adobe Caslon; la portada dedica su imagen al principal protagonista de cada número fotografiado sobre fondos generalmente neutros, ni más ni menos (salvo la portada del Mundial 2014, con una ilustración de Twee Muizen). Para las páginas interiores se emplean las tipos Adobe Caslon y Univers.

Líbero tiene buena repercusión internacional, especialmente en Latinoamérica (con México y Colombia como principales focos), sobre todo tras un acuerdo firmado en diciembre de 2014 con la Liga de Fútbol Profesional para facilitar los contenidos de la revista a través de la web de la Primera División del fútbol español ¿Versión digital? De momento Líbero solo está disponible en PDF, además de en papel. Algo muy interesante es que está en estudio y preparación una versión en inglés enfocada al mercado mucho más suculento pero, sin duda, más competido de la Premier League inglesa, que estuvo a punto de lanzarse el año pasado, y se han llegado a plantear incluso una versión en japonés.




Portadas históricas de Cambio 16


Por dar un brochazo sobre Cambio 16, que se trató menos en la charla, decir que el rediseño emplea las tipografías Prumo y Solido de Dino do Santos (DSType Foundry). El estilo visual creado es limpio y moderno pero Óscar y Artur lo consideran “más clásico” que el de Líbero, primando una estructura más compartimentada y despiezada, con más detalles y llamadas al lector. Pese a ello, con respecto a aquella, en el nuevo Cambio 16 las aperturas de tema son más llamativas y arriesgadas. Además, se juega más con los colores. En determinada sección homenajean las valientes y magníficas portadas que jalonaron su trayectoria más brillante durante el fin del franquismo y la Transición. Prima la actualidad frente a la atemporalidad y nostalgia de la revista futbolística. Y el diseño aún tiene visos de evolucionar y crecer, pues ellos creen que a las portadas de Cambio 16 aún se les puede sacar más jugo.

Imagen de la campaña "Si te lo explican con fútbol"


Para cerrar, no podemos sino esbozar una gran sonrisa con dos brillantes campañas que la agencia de publicidad Lola, de manera desinteresada y de motu proprio, elaboró para Líbero, una llamada “Si te lo explican con fútbol, lo entiendes” y otra denominada “Bailando fútbol”. Una estupenda manera de que la agencia ganara premios a la par que creciera y de que la revista sea cada vez más conocida y se haga incluso viral. Genial modo además de cerrar nuestro resumen del primer día de ponencias.

Texto: Rubén Martín

viernes, 20 de marzo de 2015

Del retrato sobre papel prensa al ¿fin? de los periódicos impresos

Inauguramos otro año más el repaso que desde este blog se viene haciendo a cada edición de las Jornadas de Diseño, Edición y Fotografía que organiza el departamento de Comunicación  Audiovisual y Publicidad de la Facultad de Ciencias de la Comunicación de la Universidad CEU  San Pablo de Madrid. Este año la charla inaugural corría a cargo de Ricardo Martínez, compañero  de varios de los miembros de este blog en El Mundo. Además de publicar su viñeta humorística  diaria en las páginas de opinión del diario, Ricardo es autor de retratos e ilustraciones usando la  técnica del scratchboard y padre, junto al guionista Nacho, del cómic “Goomer". 

Ricardo Martínez: Rayando la realidad: la técnica del Scratchboard

...


Pincha en la imagen para ver más fotos

Merece la pena detenerse un poco en su trayectoria, desde sus inicios a finales de los 80 en  Miami, trabajando primero para el Miami News y luego para el Miami Herald, hasta que volvió a  España, reclutado por Carmelo Caderot y Pedro J. Ramírez para hacerse cargo del departamento  de infografía del recién fundado El Mundo. Sección que fue abandonando paulatinamente para  centrarse en sus especialidades. 

...


Pincha en la imagen para ver más fotos


Ricardo pormenorizó en qué consiste la técnica del scratchboard: raspar una lámina negra para 
lograr un dibujo mediante distintas líneas. Un proceso que comienza con los conceptos, una vez  que ya se conoce el tema del artículo al que acompaña la ilustración: se buscan ideas, personajes  y referencias que permitan realizar un dibujo que resuma el espíritu del texto, así como fotos que  permitan reproducir fielmente los rasgos de los protagonistas. De ahí se pasa a bocetar los bordes  de la ilustración y después los detalles, que una vez plasmados sobre el papel son la guía que se  usará para raspar y lograr el resultado final. 



Vine en el que se muestra cómo de una masa negra se consigue una portada de Metrópoli

Dentro de este proceso de raspado hay numerosas técnicas, desde la dirección que se emplea  con las líneas (rectas, paralelas, cruzadas...), el color que se emplea (normalmente el blanco  resultante de raspar sobre la tinta negra, pero sin descartar el uso de colores con acuarelas) o los  detalles (relieves, sombras) que se terminan de aplicar una vez que el dibujo está hecho. 
 Una consideración especial del trabajo de Ricardo, que nunca podremos tener en cuenta lo  suficiente, es trabajar con el diseño de la página en la cabeza. No se trata solo de realizar la  ilustración, sino también de tener en mente el diseño de la página completa, incluyendo el texto  (un reparto del 50% para cada contenido, aproximadamente) y la distribución siguiendo las 5  columnas del periódico. Que el ilustrador ya tenga esta proporción en cuenta es sin duda un gran  avance a la hora de aprovechar el espacio de las páginas (aunque sea para dejar deliberadamente blancos). La forma de trabajar también tiene en cuenta los tamaños: es valioso  realizar la ilustración al 100% de tamaño, para lograr que los detalles de los dibujos no se pierdan  al reducir o aumentar la imagen al elaborar el concepto de la página. 




Andrés Vázquez: Papel-Digital, una frontera más difusa de lo que parece

La segunda ponencia de la primera jornada corrió a cargo de Andrés Vázquez, director de arte de  proyectos digitales de Prisa Revistas. Y que, por paradójico que suene, comenzó reivindicando el  papel y recordando su trayectoria en soportes impresos, a la par que destacando el crecimiento de  las tabletas en apenas cinco años y la proyección de uso de smartphones para el próximo lustro. 

Reconocía Vázquez que el proceso de adaptación del papel al digital es arduo al principio, pero  muy satisfactorio, aunque inicialmente se pueda tender a la sobreexplotación de los nuevos  recursos que permite la plataforma digital. Expuso el caso de “El País Semanal” (EPS), la revista  dominical que acompaña al diario El País, y explicó cómo partir de un producto ya hecho y con  unas señas de identidad determinadas se pueden aplicar esos nuevos recursos interactivos que  solo se pueden utilizar en tabletas (desde el simple enlace al deslizador, que descubre una  fotogalería, por ejemplo). Pero con dos variables: el tiempo disponible, que por definición en  publicaciones periódicas es escaso, y la idiosincrasia del producto que tienes entre manos y que  estás adaptando, que desaconseja hacer un producto totalmente diferenciado y recomienda  mantener estructura, paletas de colores, tipografías y otros elementos característicos. 







El soporte digital obviamente promueve una serie de narrativas diferentes al papel, como la  eliminación -aparente- del límite físico de papel (lo de aparente porque yo también creo que las  entrevistas de JotDown son demasiado largas y no pasa nada por editarlas un poco, en serio) o la  posibilidad de poder jugar con las dos orientaciones que permite los dispositivos móviles, lo que  además permite de algún modo “reciclar” material que quizás se hubiese descartado para  concebir la edición en papel, lo que hace muy aconsejable que los diseñadores del papel sean los  mismos que los de la versión digital interactiva, o al trabajen estrechamente durante el proceso de  concepción de cada número, ya que un contenido que se descarta para una edición puede servir  para la otra. 




Concluyó Andrés Vázquez haciendo una última mención al proceso de publicación: el desarrollo  de la aplicación para dispositivos móviles que se requiere antes de subir el primer ejemplar de una  publicación, que debe cumplir los requisitos de programación y publicación de los diferentes  quioscos digitales y que constituye también un reto inicial antes incluso de sentarse a hacer el  número inicial de la publicación.


Texto: Abel España
Imágenes: Luis Blasco

viernes, 27 de febrero de 2015

XVIII Jornadas de Diseño en el CEU




Se acerca el mes de marzo y la agenda del diseño periodístico está marcada en rojo. Como es tradicional, se celebran las Jornadas de Fotografía, Edición y Diseño del CEU. Y van 18 ediciones. Todo un lujo para el panorama diseñil madrileño que tendrá lugar los días 17 y 18 de marzo en la Facultad de Humanidades del CEU.

Un año más, Laura González y su equipo han conseguido traer a grandes profesionales de las tres disciplinas para contar a los estudiantes sus experiencias en el mundo laboral y su forma de trabajar.

Abrirá las jornadas el que, para los miembros de este blog, es el mejor ilustrador de prensa del mundo, Ricardo Martínez, dibujante de El Mundo y padre de Goomer. Seguirá esa misma mañana Andrés Vázquez, director de Arte de proyectos digitales de La Factoría de Prisa Revistas. 

Por la tarde, Herminio Javier Fernández, ilustre miembro del blog amigo CuatroTipos, hablará del camino del papel a las tabletas y la vuelta al papel. Le tomarán el relevo Artur GalochaÓscar Abou-Kassem, que nos comentarán cómo trabajan en la revista Líbero.

El día 18, Diego Martínez, fotógrafo y editor de Esquire España hablará sobre la imagen en las revistas de lujo y Ricardo Santoja sobre las estrategias de comunicación basadas en la fotografía.

Todos los años os decimos lo mismo, estas son unas jornadas imprescindibles dentro del mundo diseñil. Pero es que no exageramos, con este cartel hay que ir sí o sí. 

Tenéis más información en la web de Icoidi.

lunes, 17 de noviembre de 2014

El diseño para tabletas como asignatura universitaria. VI Jornadas de Diseño URJC (y III)

Alguna de las características de la asignatura que imparte Mónica en el CUE


La última de las charlas a la que acudimos en las VI Jornadas del Diseño de la Información fue la que dio la profesora de la Universidad San Pablo CEU Mónica Yuan. Mónica, apasionada del diseño de la información, imparte la primera asignatura dedicada al diseño de para Tabletas en una universidad española. 

Desde su experiencia docente, Mónica trajo a las charlas algunos de los trabajos de sus alumnos. Pero antes nos explicó cuál es su metodología. Comenzando por la elección del plugin (ya hablamos aquí de muchos de ellos), ella se decidió por DPS, el oficial de Adobe, aunque dejó a sus alumnos total libertad para elegir algún otro si querían explorar las distintas posibilidades de los mismos. 

En su asignatura hay algunos puntos básicos, como por ejemplo las diferencias entre diseñar para tableta y para impreso, no sólo desde el punto de vista conceptual, sino también desde el punto de vista técnico: resolución, densidad, resolución de imágenes, tipografías, etc. En este punto incidió Mónica en que es importante saber para qué tableta se trabaja porque dependiendo de la misma tendremos que aplicar unos criterios de resolución u otros, lo que puede suponer que un tamaño de tipografía que valía para una tableta tenga que ser distinto para otra. Ella recomienda a sus alumnos screensiz, una web para ver todas las resoluciones de pantallas de tabletas. 

Alguna de las características de la asignatura que imparte Mónica en el CUE

Pero además de estos criterios técnicos, recomienda a sus alumnos bocetar en papel, porque la transición cabeza-papel-pantalla es mucho más fácil que la que va directamente de la cabeza a la pantalla. De esta manera conseguiremos acercarnos al diseño de manera mucho más aproximada. 

Uno de los trabajos de los alumnos

Un diseño que para Yuan "es más divertido que el diseño de papel porque te da muchas más posibilidades", pero le recuerda a sus alumnos que no se desvíen con fuegos de artificio y que todo lo que hagan tiene que tener una justificación. También reconoce que es más laborioso porque muchas veces hay que hacer una versión horizontal y otra vertical, pero sin embargo también se "pueden usar muchos recursos del diseño del papel" para ahorrar tiempo.

RedCoat es otra de las revistas que elaboran los alumnos de Mónica


Por último, la profesora del CEU animó a los alumnos a introducirse en este "apasionante mundo del diseño para tableta" y les quitó el miedo que casi todos tienen a la temida programación. "No hay que saber programar para hacer una revista para tableta", recalcó, rotunda, Yuan.

martes, 11 de noviembre de 2014

Para papel, y para tableta
VI Jornadas de Diseño URJC (II)

La primera y segunda ponencias de las VI Jornadas de Diseño de la Universidad Rey Juan Carlos del sur de Madrid se complementaron a la perfección. Porque si como ya os comentamos la semana pasada, los responsables de la revista digital Marca Plus se centraron principalmente en las cifras de su modelo de negocio —gratuito y basado en la publicidad—, esta segunda ponencia de la que os hablamos hoy tuvo como eje fundamental el proceso de producción de una revista, primero en papel, y después en tableta.

Rodrigo Pascual, Alberto Labarga y el profesor de la URJC y organizador de las Jornadas, Pedro Pérez Cuadrado presentándoles.

Para mayor contraste, además, si os destacábamos la "insultante" juventud de los primeros ponentes, fueron después dos 'veteranos' del diseño periodístico ("viejunos" en palabras del propio Pedro Pérez Cuadrado durante su presentación, en la que mostró de manera divertida el Diario de los Dinosaurios en el que, casualmente, participan), Alberto Labarga —con quien tuve la suerte de compartir redacción hace ya... algunos años, en el diario El Sol junto al mencionado Pedro Pérez— y Rodrigo Pascual quienes expusieron su "Del papel a la tableta. El ejemplo de Academia, Revista de Cine Español: Lo digital como generador de valor añadido".


Trabajan desde su estudio en Burgos con diferentes proyectos de diseño editorial y web pero centraron su ponencia en mostrarnos cómo hacen la revista Academia, editada por la Academia de Cine, tanto en papel como en tableta. Rediseñada recientemente para "dar más contenidos de lectura" han apostado por una reunificación tipográfica total utilizando un sólo tipo de letra —Fedra, muy de moda tal vez porque cuenta con múltiples variantes incluidas versiones sans, serif y display para cuerpos grandes—; una tipografía única y común para la versión impresa y la digital.


Dos ejemplos de la versión impresa de la revista

Labarga y Pascual explicaron que primero hacen la revista en papel y después acometen la laboriosa tarea de su versión para tableta porque "por desgracia, o no", matizó Labarga, "no existe ese botón que puedas apretar para que lo convierta todo a la versión para iPad y el software haga por sí sólo nuestro trabajo, como creen o quieren creer algunos empresarios".




Como se puede ver en las imágenes que proyectaron durante su ponencia, la versión para tableta (las dos últimas son la apertura y una página de lectura de un mismo reportaje) no tienen nada que ver con la versión previa de ese mismo reportaje impreso (primera imagen). No se limitan a trasladar las páginas de un soporte a otro ya que, como se puede observar, la estructura en varias columnas propia del papel no se conserva en la versión para tableta porque en realidad no tiene ningún sentido.

"Parece que las tabletas se hayan inventado para hacer revistas de cine",continuó Alberto Labarga, cuando detalló el "valor añadido" que intentan incorporar a su revista digital para aprovechar todas las posibilidades del medio: sonido para las canciones de las películas, vídeos para los tráilers y making of, o incluso producciones de vídeo propias para la revista con entrevistas a los actores, directores, etc. Las posibilidades son muchas, "porque si en una página podemos maquetar diez fotografías, en ese mismo reportaje para tableta el número de imágenes pueden ser infinitos... aunque siempre con el problema del límite de 'peso' de los archivos a la hora de descargar la revista". Eso sí, Labarga dejó claro que "huimos del artificio, de aquello que queda bonito o espectacular en una pantalla, en algo que se mueva porque sí. Nuestro trabajo consiste en comunicar contenidos y nuestro producto no es para jugar, sino para informar". Les suena de algo, ¿verdad?

Sobre el trabajo del día a día, su compañero Rodrigo Pascual mostró todo el proceso de producción de manera muy detallada e interesante, tanto que os reproducimos todas las imágenes que proyectaron sobre el "flujo de trabajo":








Para mayor complicación, nos detallaron que diversos condicionantes técnicos les obligan a tener que hacer la maquetación en papel en QuarkXpress mientras que la versión para tableta debe remaquetarse en Adobe InDesign junto con la plataforma de software Tablet Planet de la empresa española Roduly "que es bastante más económico que haciéndolo a través de Adobe".

Y no sólo eso, además de detallar todo el proceso de producción de una manera exhaustiva, incluso se 'atrevieron' a maquetar en directo una página añadiendo una galería de imágenes para tableta a un artículo que previamente se había maquetado en papel con una imagen. Todo un lujo.


El resultado nos mostró a nuestro querido Ricardo Curtis, presente también en las Jornadas, junto al 'Pequeño Nicolás" para un artículo que Labarga y Pascual titularon "La importancia de las buenas compañías".

Como conclusiones finales de la ponencia, Alberto Labarga destacó cinco puntos ab-so-lu-ta-men-te necesarios e incuestionables. Tomen nota:

1. No sabemos si las publicaciones interactivas digitales son el futuro pero lo que sí creemos es que ya forman parte del HOY y el AHORA, como la presencia en otros soportes digitales.
2. La tableta proporciona al usuario una experiencia novedosa y atractiva. Pero no se sostiene si no se acompaña de buenos contenidos (como todo).
3. Una publicación en papel y en digital pueden convivir manteniendo la misma identidad visual.
4. La puesta en escena digital exige una mente creativa y una mano de obra mecánica; el periodista y el diseñador siguen vivos. De hecho, conlleva más trabajo la elaboración en digital que en papel.
5. La tableta, como soporte, es una evolución tecnológica del papel. Es el PAPEL ELECTRÓNICO.

Qué mas se puede decir... Que enhorabuena, por la ponencia y por vuestro trabajo, y un fuerte abrazo, compañeros.